Menu AndaluciaMedica

Fernández Vara pone en valor la colegiación y el papel de los Colegios de Médicos para garantizar el cumplimiento de las normas deontológicas

El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, destacó la importancia de la colegiación y el compromiso de los Colegios de Médicos a la hora de garantizar el cumplimiento de las normas deontológicas en beneficio de los pacientes y la sociedad, en el marco de la inauguración del VI Congreso de Deontología Médica, que organiza el Colegio de Médicos de Badajoz.

En la mesa inaugural participaron Guillermo Fernández Vara, presidente de la Junta de Extremadura; Francisco J. Fragoso, alcalde de Badajoz; Dr. Serafín Romero, presidente de la Organización Médica Colegial (OMC); Dr. Pedro Hidalgo, presidente del Colegio de Médicos de Badajoz; Francisco Vaz, decano de la Facultad de Medicina de la Universidad de Extremadura; Dr. Carlos Arjona, presidente del Consejo de Colegios de Médicos de Extremadura; y Dr. Mariano Casado, presidente de la Comisión Central de Deontología del Colegio de Médicos de Badajoz.

Guillermo Fernández Vara, presidente de la Junta de Extremadura, defendió la importancia de la colegiación y el papel de los Colegios de Médicos a la hora de velar “por cosas que no pueden ser abordadas en sede judicial, que tienen que ver con la condición humana”.

Aprovechó para ensalzar la figura del secreto médico, porque “en las consultas se escucha a la gente y el secreto profesional es una condición para que la sociedad siga confiando en nosotros”. Subrayó que su deseo es que el paciente pueda afirmar que “me fío, porque confío en el médico, por su profesionalidad, por su formación continua, porque estudia cada día y no deja de ser útil a la sociedad”. Señaló que “eso es la deontología, fomentar el respeto y los cambios derivados de la condición humana” e hizo hincapié en que debería estudiarse de manera trasversal en todas las asignaturas.

Fernández Vara comentó que a los profesionales “nos forman sobre enfermedades, pero de los pacientes no contaron poco”. En este punto, destacó la trascendencia de la Medicina Legal, porque analiza temas de gravedad que implica tomar decisiones y recordó como en sus primeros años como profesional de la Medicina tuvo que transmitirles a unos padres que su hijo de 19 años había muerto por sobredosis de heroína. “Nadie me había explicado en la Facultad cómo debía dar una notica así”, aseguró.

El presidente de la Junta de Extremadura hizo un guiño a los numerosos estudiantes de Medicina que había en la sala y destacó que “he contado que hay 101 chicos y 91 chicas y en la mesa presidencial no estamos representados de la misma forma, por lo que queda demostrado que nos queda mucho por hacer”.

El presidente del Colegio de Médicos de Badajoz, Dr. Pedro Hidalgo, hizo referencia al ‘Compromiso de Badajoz’, adquirido en 2009, en las primeras jornadas sobre ética y deontología que se realizaron donde sentaron las bases de lo que luego han desarrollado los Congreso de Deontología Médica y expusieron la trascendencia de la colegiación: “había que convencer de que los Colegios Profesionales somos necesarios y convenientes para la sociedad”.

El Dr. Hidalgo reconoció que “existe un vacío en la enseñanza de la ética médica y durante mucho tiempo no se le dio suficiente importancia, porque no es tangible y no se valora” y recalcó “el compromiso y responsabilidad de la profesión médica, que está al servicio del hombre y de la sociedad”.

Expuso que “las comisiones de deontología no se pueden convertir simplemente instrumentos para sancionar las deficiencias, los errores y las negligencias, sino que deben fijar y lograr que cuanto mejor sea el comportamiento de los profesionales, más alta será su consideración y ayudará a que la profesión médica siga siendo la más querida”. Concluyó que el compromiso de las corporaciones colegiales debe ser “ayudar a la ciudadanía, defendiendo al médico”.

El Dr. Serafín Romero, presidente de la OMC, aseguró que el Congreso de Deontología no es una cita más, sino que “es un encuentro para la revitalización del compromiso de la profesión médica”. Puso en valor el papel de la Comisión Central de Deontología de la OMC y la labor desarrollado por las comisiones deontológicas de los Colegios de Médicos que “realizan un trabajo callado, desconocido y, a veces, poco aplaudido”.

Explicó que la primera que le dio una lección sobre este ámbito fue su madre al decirle que con su elección de ser médico había decidido optar por una carrera complicada, en la que no iba a dejar de estudiar durante toda la vida, y que no le iba a permitir disponer de mucho tiempo libre. “Ésta es la esencia de nuestro Código de Deontología”, aseguró.

El presidente de la OMC manifestó que la Deontología y los Colegios de Médicos han crecido juntos en los últimos años y subrayó que la máxima de la profesión se resume en “poner en primer lugar al paciente, por encima de cualquier interés, incluso del propio médico”. Además, destacó que el borrador de la actualización del Código de Deontología ha recibido más de 3.000 aportaciones de los colegiados, un documento que “debe ser de todos, porque así creceremos juntos por el bien de los ciudadanos”.

http://www.medicosypacientes.com/sites/default/files/deont.jpgEl Dr. Arjona, presidente del Colegio de Médicos de Cáceres, también destacó el proceso de actualización del Código, del que se mostró orgulloso de contar “con una norma que rige conductas y el desempeño profesional”. Afirmó que “es un texto vivo, que respetando las leyes se adapta al progreso y reconoce los derechos de médicos y pacientes”.

El presidente del Colegio de Médicos de Cáceres resaltó que junto con el Colegio de Médicos de Badajoz “trabajamos cada día más unidos por la sanidad de Extremadura, buscando el mayor beneficio para el paciente y la sociedad, porque en esta profesión no todo vale”. “Los médicos sabemos autorregularnos y contamos con la confianza de la sociedad, por eso debemos velar por el cumplimiento del Código Deontológico y esa es la función de los Colegios Profesionales”, finalizó.

Por su parte, el Dr. Mariano Casado, presidente de la Comisión de Deontología del Colegio de Médicos de Badajoz, destacó que “la Ética y la Deontología deben ser la seña de identidad de la profesión y lo que nos debe diferenciar del resto” y recalcó el compromiso “con los pacientes, con la sociedad y con nosotros mismos a la hora de dar respuestas uniformes que se consoliden con nuestros valores”.

Francisco Vaz, decano de la Facultad de Medicina de la Universidad de Extremadura, coincidió a la hora de señalar que “hablar de Deontología es referirnos al Compromiso de Badajoz de 2009 y en la importancia a nivel docente de su enseñanza en el grado y el posgrado”. Subrayó que esta idea comienza a tener aplicación en las facultades de Medicina, “porque los contenidos deben adaptarse a la realidad y hay que humanizar la asistencia, porque en este consiste la deontología”.

Francisco J. Fragoso, alcalde de Badajoz; Francisco J. Fragoso, alcalde de Badajoz, subrayó la importancia de la ética y la deontología en cualquier disciplina y resaltó que “los médicos son un ejemplo para la sociedad porque son los primeros que hablan de deberes y hacen un esfuerzo por el bienestar de la sociedad en su conjunto”.

Estuvieron presentes el Dr. Tomás Cobo, vicepresidente primero de la OMC; Dr. Javier Font, vicepresidente segundo de la OMC; Dr. José María Rodríguez Vicente, secretario general de la OMC; además de presidentes de Colegios de Médicos y miembros de las comisiones deontológicas.

Rate this article:

Deja un comentario