Menu AndaluciaMedica

Presentación de los interlocutores policiales territoriales sanitarios y los protocolos frente a agresiones

En la tarde del martes, 8 de mayo, ha tenido lugar en el Salón de Actos del Colegio de Médicos de Cádiz la presentación de los Interlocutores Policiales Territoriales Sanitarios que se encargan del operativo destinado a la prevención, seguimiento y actuación frente a agresiones a profesionales sanitarios de la provincia. Los Interlocutores han explicado a los colegiados médicos y de Enfermería en qué consiste esta figura y qué protocolos deben seguir y dónde dirigirse en caso de verse expuestos a una situación de amenaza o de violencia verbal o física en el ejercicio de su actividad asistencial.

El acto ha contado con las intervenciones de la Secretaria General de la Subdelegación del Gobierno en la provincia de Cádiz, Mirella Riveros; del Presidente y del Secretario del Colegio de Médicos, Juan Antonio Repetto y Gaspar Garrote, respectivamente, y del Presidente del Colegio de Enfermería, Rafael Campos, así como del Jefe de la Unidad Territorial de Seguridad Privada de la Policía Nacional en Cádiz, Francisco del Cerro; de la Jefa del Grupo de Seguridad Privada de la Policía Nacional de la Comisaría Local de Jerez, María del Carmen Villar; del Teniente Coronel de la Comandancia de Algeciras de la Guardia Civil, Fernando Jesús López- Rey, y del Comandante de la Comandancia de Cádiz, Francisco Morales, como Interlocutores designados para la provincia.

Esta labor de interlocución se lleva a cabo en coordinación con la Subdelegación del Gobierno y los Colegios de Médicos y de Enfermería, así como en permanente contacto también con las autoridades territoriales y está asignada normativamente a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, con un representante por parte de Policía Nacional y otro de Guardia Civil.

El desarrollo de estas actuaciones parte de una estructura altamente coordinada entre todos los agentes. Así, Guardia Civil y Policía Nacional desde sus respectivas demarcaciones y ámbitos de actuación asignan las patrullas que a su vez son las encargadas de mantener un contacto fluido con los responsables de los centros sanitarios. Previamente se ha llevado a cabo una evaluación y catalogación de las instalaciones centro por centro para establecer las medidas específicas de prevención de agresiones. Por parte de los Colegios Profesionales de Médicos y de Enfermería, son la Secretaría General y la Asesoría Jurídica quienes ejercen de interlocutores, en línea directa con las Fuerzas y Cuerpos de  Seguridad.

Durante la presentación, el Presidente del Colegio de Médicos, Juan Antonio Repetto, ha reafirmado “la importancia de esta coordinación, que en el caso de la lucha contra las agresiones adquiere un valor indispensable para ser cada día más eficaces”. Asimismo ha destacado que “todas estas medidas de acción conjunta debe derivar en una mayor sensibilización social que conduzca al señalamiento del agresor como un elemento discordante en el seno de una comunidad que apuesta por la convivencia pacífica y cordial, que se enorgullece de sus profesionales y los respeta individual y colectivamente desde la valiosa aportación que realizan en beneficio de una sociedad mejor”.

Por su parte, el Presidente del Colegio de Enfermería, Rafael Campos, ha señalado que se trata de “una excelente noticia que desde las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado se ponga en marcha este protocolo sobre medidas de seguridad, en el que gracias a la coordinación entre los centros y el interlocutor policial se podrán detectar y prevenir situaciones que podrían desembocar en agresiones verbales y físicas al personal sanitario.” Al mismo tiempo, Campos ha reclamado que sería preciso trabajar para mejorar otras áreas como son la adecuación de las plantillas, la gestión de la demanda, la mejora de técnicas de comunicación y la gestión de conflicto. 

El Secretario General del Colegio de Médicos y miembro del Observatorio Nacional de Agresiones de la Organización Médica Colegial, Gaspar Garrote, ha explicado el trabajo que se viene realizando desde la propia OMC y desde los Colegios bajo la premisa de la tolerancia cero ante las agresiones, la forma en que estas afectan a la relación médico-paciente y al acto médico, tanto en la asistencia pública como privada, así como sobre la necesidad de seguir avanzando en la sensibilización social hacia este problema”.

Mirella Riveros ha recordado que a finales del pasado año el Subdelegado del Gobierno, Agustín Muñoz, impulsó la constitución de estos interlocutores policiales sanitarios con los colegios profesionales de Médicos y Enfermeros de Cádiz -como continuación de los contactos que llevó a cabo el Delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz-, con idea de responder de un modo coordinado y eficaz a cuantas cuestiones relacionadas con la protección del personal sanitario se trasladen a las Fuerzas de Seguridad, “buscando la cooperación policial, reforzando el conocimiento y la confianza en los cuerpos policiales”.

Los interlocutores de Policía Nacional para la provincia han detallado la labor que realizan de control en centros públicos y privados con el objetivo de dar una respuesta inmediata frente a las agresiones y cómo se viene llevando a cabo ya desde octubre del pasado año el seguimiento centro a centro por parte de los interlocutores y de sus colaboradores a la hora de canalizar el servicio que se presta de forma eficiente, integral e individualizada.

Por su parte, los interlocutores de Guardia Civil han coincidido en valorar el paso adelante que supone la incorporación de la figura de los interlocutores a la hora de estrechar el vínculo entre los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad y los centros sanitarios, así como para avanzar en la mayor protección de todos los profesionales de la salud, ya sea en el ámbito público o privado.

Este protocolo de acción conjunta en la línea de prevenir y aumentar la seguridad de los profesionales de la salud frente a agresiones partió de una iniciativa del Observatorio Nacional contra las Agresiones de la Organización Médica Colegial (OMC), en la que instaba al Ministerio del Interior a adoptar nuevas actuaciones frente a las agresiones, y que dio lugar como efecto inmediato a una instrucción de la Secretaría de Estado de Seguridad por la que se establecía la creación del Interlocutor Policial Territorial Sanitario en cada provincia.

En octubre de 2017 la Subdelegación del Gobierno, Policía Nacional, Guardia Civil y los Colegios de Médicos y de Enfermería activaban la figura del Interlocutor Policial, con el objetivo de que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad (FCSE) pudieran desplegar un plan de actuación y mecanismos para la prevención, el seguimiento y una acción homogénea y conjunta que permitieran aumentar la seguridad de los profesionales de la salud frente a agresiones.

Rate this article:

Deja un comentario