El CACM contribuye a un uso más racional de antibióticos, con especial acento en la formación de los colegiados andaluces